Balanza de la satisfacción laboral: equipos felices son un 12% más productivos

Los trabajadores felices si hacen la diferencia y no lo decimos nosotros, lo dice la ciencia. Pensemos en los colaboradores como un engranaje, un equipo que mientras más contento y satisfecho se encuentre con lo que recibe, mejor hará que todo funcione, de manera perfecta, complementaria y sin nada que desear.

Ahora, la satisfacción laboral también tiene dos caras, hay que destacar que si todo es armonía cuando las cosas van bien ¿Qué pasa entonces cuando un colaborador no se siente bien en el trabajo? sencillo, aquí entra en escena el antónimo de todo lo mencionado anteriormente.

Por eso, queremos destacar la importancia de una efectiva comunicación interna para reconocer, cuidar y regar la semilla de un buen empleado, un área en la que, sin lugar a dudas, podemos ayudarte.

Trabajadores felices es igual a mayor productividad

Tal y como dice la famosa emprendedora estadounidense y fundadora de Runa, Courtney McColgan: “Dime qué beneficios ofrece tu empresa y te diremos que tan motivada está tu fuerza laboral”. Tenemos que destacar que con “beneficios”, no solo hablamos del ámbito económico, sino de todo aquello que hace sentir a gusto y reconocida a una persona.

De acuerdo con un estudio realizado por la Universidad de Warwick, en Reino Unido, los trabajadores felices son un 12% más productivos, mientras que una investigación desarrollada por Harvard, señala que un colaborador infeliz puede ser la manzana podrida del frutero, llegando a destrozar la dinámica y función de los equipos a cargo.

Muchas empresas consideran innecesario destinar fondos para el bienestar de los empleados, pues estiman que es un “gasto de tiempo y/o dinero” injustificado, y es aquí donde entregamos otro dato que recoge el estudio de la universidad de Harvard: “un actor superestrella, uno que modela los valores deseados y ofrece un rendimiento constante genera más de $ 5,300 en ahorros de costos para una empresa”, una cifra que quizá haga replantearse a más de una compañía la interrogante sobre si sus empleados están felices.

Brindar un tiempo de desconexión en medio del trabajo es una muy buena técnica equilibrar la balanza de satisfacción laboral.


¿Qué desean los trabajadores felices?

Beneficios, beneficios y más beneficios… Para lograr que un empleado sea feliz ciertamente hay que pavimentar el camino para ello, como ya mencionamos anteriormente, la palabra beneficio no solo se traduce en cuántos ceros lleva el monto del pago a fin de mes, sino en todo lo que rodea al trabajador, según recoge una investigación realizada por el portal de búsqueda de trabajo, Glassdoor, al menos “el 57% de las personas en busca de empleo observa con detalle las ventajas que les va a ofrecer la empresa durante su estancia en ella”. Te damos una pequeña muestra de ellas.

Salario emocional: Porque si hay algo que mueve igual o más montañas que el dinero, son las emociones. Entregar bienestar a través de un seguro médico, vale para restaurantes, gimnasio para trabajadores o inclusive un servicio de guardería.

Eventos en la oficina: Aunque el trabajo implica dedicación, también exige una pequeña pausa y qué mejor que sea la misma empresa quien la promueva. Un break para que ellos puedan socializar entre ellos, desarrollar programas de crecimiento profesional y cursos también puede resultar útil.

Áreas de ocio son igual a creatividad: Está más que comprobado que los momentos claves para dejar fluir ese Picasso que todo llevamos por dentro, se dan en tiempos de desconexión. Salir de lo cuadrado, dar aire y espacio con una oficina abierta es clave para que la monotonía no florezca. Otra técnica que está muy de moda es el “barking”, programa en el que el trabajador puede ir con su mascota al trabajo, u otras que fomentan la flexibilidad.

La clave de una persona que trabaja no siempre está en las horas de trabajo que dedica, sino en cómo las emplea, cantidad muchas veces no es igual a calidad.

“No me digas las horas que trabajas, mejor dime que tan feliz te hacen”.

#Rendimiento #trabajadores #Estudios #Comunicación #Productividad #Satisfacción #Beneficios